Por un verdadero bienestar

Año Internacional de la Familia

 

ENTREVISTA  a Renata Kaczmarska

 

Las prioridades marcadas para el 20º aniversario del Año Internacional de la Familia son temas habituales en nuestras páginas. ¿Qué sentido tiene este año para nuestras familias? Hablamos con la “voz de la ONU”; escuchamos, escuchó

 

MARÍA AMALIA CABALLERO | DRA. EN COMUNICACIÓN PÚBLICA | DIRECCION@SEMBRARVALORES.ORG.AR

R enata Kaczmarska es una mujer en sus 50, nacida en Polonia, es rubia, alta y su mirada es vivaz, transparente. podemos percibir cuándo se emociona y cuándo se apasiona.

Algunos destacados de su actividad en el país incluyen la visita a un colegio de Barracas y entrevistas con la prensa especializada. Se entrevistó con la ministra de Desarrollo Social del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y almorzó con representantes de 20 Organizaciones de la Sociedad Civil que están en estos temas.

por un verdadero bienestar3pCómodamente instaladas en el patio interno del Hotel Emperador arrancamos con la entrevista.

SV| ¿Cuál es tu rol en las Naciones Unidas, cuál es el lugar que ocupan los temas de familia?

RK|
Nuestra comisión se ocupa de asuntos sociales, como el envejecimiento, la juventud y la familia. Es el área de integración social. Trabajamos para descubrir cómo ayudar a las familias para que cumplan bien sus funciones. Investigamos las realidades, las tendencias, los cambios.

SV| ¿Qué significado tiene el Año Internacional de la Familia?

RK| Lo que buscamos con este año es que tanto los gobiernos como la sociedad civil y el sector privado tengan mayor conciencia de la importancia de la familia y de la necesidad de establecer más políticas sociales para hacer frente a sus problemas y necesidades actuales. Las políticas públicas deben centrarse en las familias, en reconocimiento a las contribuciones que esta realiza a la sociedad. Las familias son responsables de la socialización de los niños y del desarrollo de aptitudes necesarias para un eficaz desempeño durante su vida adulta a nivel económico, social, público y personal.

Trabajamos para descubrir cómo ayudar a
las familias para que cumplan bien
todas sus funciones.

SV| Sabemos que se han definido tres ejes: Familia y pobreza, Familia y trabajo, Vínculos intergeneracionales. ¿De qué manera se está trabajando para que no queden en meros enunciados?

RK| En estos tres temas investigamos qué pasa, por qué tenemos pobreza en las familias, qué familias tienen más pobreza, por ejemplo las familias monoparentales y qué podemos hacer para mejorar esas situaciones.

Lo mismo ocurre respecto del equilibrio familia y trabajo que está directamente vinculado al tema pobreza. Sin un buen trabajo no puedes servir económicamente a tu familia, pero si no puedes conseguir trabajo, si no tienes apoyo para cuidar a tus niños, todo está muy relacionado. Aquí pesa sensiblemente la cuestión del género, la remuneración y la distribución de responsabilidades.

El tercer tema es importante porque en muchas regiones, las generaciones se apartan. Muchas veces el trabajo obliga a viajar, a instalarse lejos de sus familias. Son constantes las migraciones, la huida de las zonas rurales a urbanas, entonces… En este punto concretamente, pienso que los padres no educan bien a los niños, no son conscientes de que van a necesitar su ayuda después. Piensan que van a tener una buena pensión, pero no lo sabemos. Los padres deben ser un buen modelo. Si tratan a sus padres mal y los abandonan ¿qué harán sus hijos?

…Caen unas gotas.

SV| ¿Nos movemos, nos quedamos?

RK| Entremos, si no, mañana en el Senado voy a tener el “cabello muy loco”, exclama haciendo gala de su personalidad descontracturada y de su sencillez.

En el lobby del hotel hay mucha gente, se altera un poco el ritmo de la charla, continuamos dispuestos a conocer a fondo qué están haciendo y qué más podemos hacer.

SV| Estamos al tanto de los objetivos del milenio fijados por la ONU, ¿qué lugar ocupa la familia para lograr esas metas?

por un verdadero bienestar2pRK| Estas metas, desgraciadamente, no tuvieron enfoque de familia sino el enfoque de individuo y esto tiene que cambiar. Si nos ocupamos de las familias, de promover la familia, tendremos mejores resultados.

Combatir pobreza, promover educación, disminuir mortalidad materna e infantil, salud, son algunas de estas metas y… ¿cómo se va a lograr sin la familia y sin la igualdad de género? Cómo se debe educar a los varones y a las niñas. Las metas del milenio globalmente están bien pero hay países en los cuales las tendencias no parecen muy buenas.

Pienso que la gente se va dando cuenta y también los gobiernos porque la sociedad en vez de enriquecer se ha empobrecido y envejecido. Nosotros lo sabemos por Europa; allí los países ricos envejecieron y los vemos empobrecer. Pero ahora nos preocupa más otro fenómeno que se está dando, son países que antes de generar las riquezas ya están envejeciendo. Antes que ricos van a estar viejos.

SV| Es la situación de nuestro país. Tenemos un país vacío y que poblacionalmente no crece. ¿Cuáles son las políticas que están proponiendo a un problema complejo?

RK| Estamos trabajando para promover la inversión en los jóvenes, invertir en educación y valorizar más las familias.

Las metas del milenio, desgraciadamente,
no tuvieron enfoque de familia
sino el enfoque de individuo y esto tiene que cambiar.

A veces la gente joven no se da cuenta de cuánto importa tener una buena familia. Es probable que hoy los hijos no tengan un buen modelo, no tienen esa imagen en la cual van a ser más felices, porque no lo viven así. En cambio, si se tienen buenas condiciones de familia, la realidad sería otra.

Los países se enfocan en que crezca el PBI y eso no es justo porque en la vida hay cosas que valen más. Si quieren un auténtico bienestar se tienen que enfocar en otras cosas. ¿En cuáles? Muchos países investigan y van midiendo la escala de felicidad para hacer allí el foco, ¿de qué depende? Una vez cubiertas las necesidades básicas, está claro que el bienestar pasa por otro lado.

En América latina, donde el ingreso per cápita es mucho menor que en los países nórdicos, la gente es más feliz, no tiene tantos ingresos pero tienen mejores relaciones interpersonales, cuentan con el apoyo de las familias y de los amigos. Eso marca la diferencia.

SV| Muchas gracias por tus comentarios tan positivos sobre América Latina. Y estamos convencidos y acostumbrados a que el dinero no lo sea todo. Sin embargo, para que las iniciativas, al igual que las políticas, sean sustentables en el tiempo, los recursos son muy necesarios. ¿De qué fondos disponen para alcanzar estos objetivos?

por un verdadero bienestar1pRK| Podemos hablar de dos fondos: fondo de actividades que se destina actividades de familia, proyectos pequeños pero que pueden ayudar, proyectos de la sociedad civil, proyectos de cooperación técnica.

También hay fondos de ayuda para países en desarrollo para desplegar políticas familiares. Pero dependen del interés de cada gobierno.

SV| ¿Pensás que todavía la familia es la célula básica de la sociedad?

RK| Siempre. Ha habido muchos cambios pero en nuestras familias sabemos qué es familia y así vamos a ayudar a sus miembros a crecer juntos. Depende de nosotros, nadie nos va a decir cómo debemos amar a nuestra familia.

Necesitamos no hablar de definiciones solamente sino de ir descubriendo cómo hacer que la familia sea fuerte y que funcione.

SV| ¿Estas son tus opiniones o podrías decir que es lo que se respira en la ONU?

RK| Es mi opinión, pero no sólo mi opinión. Aunque hay que reconocer que la presión de la ideología de género es muy fuerte.

Empoderamiento de la familia, empowerment diríamos nosotros. Esa es su meta, su objetivo.

 

FAMILIA TRANSNACIONAL
Casada desde hace 20 años, tiene un hijo de 11.
“Somos una familia transnacional porque nuestras familias son de Polonia y Grecia… mi mamá y algunos de mis hermanos están en Polonia así que allí hay hijos y nietos pero mi hermana vive en Londres. Mi hijo trata mucho a mi mamá.”
Formación en Ciencias Políticas y Ciencias Sociales y estudios de la ONU. “Tenemos demasiados economistas. Ahora la ONU busca nuevos indicadores del bienestar y cuando se mide la calidad de vida, eso ya no depende sólo del dinero”.

×

MÁS NOTAS

Una Respuesta

Dejar un comentario
  1. aleajndro
    Ene 20, 2015 - 03:25 PM

    me encanta esta nota

    Responder

Dejar un mensaje

Su email no será publicado Datos requeridos *

cinco − dos =

Copyrıght 2014 SEMBRAR VALORES.